PIERDE SU OJO PORQUE COMPAÑERO DE ESCUELA LE ENTERRÓ UN PASADOR DE CABELLO

PIERDE SU OJO PORQUE COMPAÑERO DE ESCUELA LE ENTERRÓ UN PASADOR DE CABELLO
El agresor fue expulsado tras pagar no más de 3 mil pesos que exigía la familia del afectado
b_150_100_16777215_00_images_sierra_policia_a_pierde_ojo_ninio.jpgTEHUACÁN, Pue.- Un adolescente de 12 años de edad perdió el ojo izquierdo al ser perforado con un pasador de cabello, lanzado con una liga, el agresor fue expulsado tras pagar no más de 3 mil pesos, por lo que la familia del afectado exige al director y docentes de la Escuela Secundaria Niños Héroes de Chapultepec San Vicente Ferrer que se hagan responsables del descuido.

Pese a que este hecho se registró el pasado viernes 18 mayo, fue hasta la mañana de ayer, que la familia pidió el apoyo a la Policía Municipal, señalando que un adolescente había sido picado por un alumno y que la escuela no quería que se atendiera, por lo que al lugar arribaron al menos cuatro patrullas de los municipales.

Los padres del menor explicaron que un grupo de alumnos estaba molestando y golpeando a su hijo, sin embargo, uno de ellos tomó un pasador afilado, amarrado a un plástico, que entre los juegos de los adolescentes le llaman “mata perros” y lo lanzó hacia él con una liga.

El impacto fue directo a su ojo izquierdo y se lo quitó inmediatamente para correr al baño, en donde fue hallado por el intendente quien al ver que sangraba, lo llevó a la dirección. El titular de la escuela, sin preguntar más detalles, solo pidió a sus compañeros que lo llevaran a casa, pero fue hasta horas después, cuando sus padres lo llevaron al médico, quien confirmó que debido a la perforación el ojo se reventó y no hay forma de recuperarlo.

Ante los hechos, acudieron con el director de la escuela y el comité de padres de familia, quienes acordaron dar de baja al responsable, pagando la primera consulta de 3 mil pesos, mientras que para la segunda se vería la forma de apoyar al joven.

Con el paso de los días y con la necesidad de que más especialistas lo traten, la familia desesperada volvió a exigir, pero al ver que ahora evitan apoyarlo piden la intervención de las autoridades educativas para que el menor reciba el apoyo, pues sus padres son de escasos recursos y carecen de asistencia social, además de que responsabilizan a los docentes de no haber actuado de manera inmediata.