AMLO - HUEVAZO - GOLPES Y TIROS

Desde las Galias
AMLO - HUEVAZO - GOLPES Y TIROS
César Musalem Jop.
b_150_100_16777215_00_images_sierra_huauchinango_cesar_musalem.jpg1.- Decía el veracruzano Mario Vargas Saldaña, que algo sabía de identidades regionales veracruzanas, que Xalapa equivalía a la Atenas griega, pues sus orígenes eran imperiales en forma dominante, por el arribazón de la españolería colonial con cierto grado cultural y ejercicio de clase.

2.- Que la gente porteña, era como los seres humanos de todos los puertos del mundo, en todas las épocas.  Los negocios, la usura, la delincuencia personal o asociada, las oportunidades para brillar política o socialmente dependen de los buscadores de fortunas; sí, estos tienen consistencia, resistencia y persistencia, llegan a la cumbre de la pirámide de la porteña sociedad, exigiendo tributos materiales e intelectuales en forma incondicional.

2.1.- La  incondicionalidad es tal, que como moscas sobre defecaciones, los subordinados actuarán como soldados en una cadena de mando.

3.-  Hoy Veracruz estado provincial, corre a la par en la corrupción nacional que otras provincias.

3.1.- Suponer que el saqueo del procesado ex gobernador en Guatemala, será calificado de menor cuantía en algunos cientos de millones, cuando los enterados hablan de miles de millones; se está viendo como cosa cierta bajo arreglos meta legales, al permitir la autoridad la fuga de su esposa co-autora del saqueo a las arcas destinadas a la sociedad total de fuerte raigambre liberal demostrada históricamente.

3.2.- Negar que los saqueadores veracruzanos suman miles por comisión o por omisión, es inútil, aunque como abogado de rancherías, admito que hay razones suficientes para que los corruptos menores del saliente gobierno: Obedeces “o te chingo”;  “obedeces o te corro del empleo”; “obedeces o te cambio de lugar la plaza”; son ejemplos del cómo se hacen las cosas cuando el mando se ejerce en cualquier institución de un estado atrasado, en un país atrasado, en un subcontinente atrasado, en una Democracia Electoral de lenta evolución hacia la Democracia de Bienestar Social, hasta ahora una ilustre desconocida en todo México.

4.- Otro escenario de incondicionalidad absoluta, ha sido creado en los procesos electorales de antes y de ahora.

5.- Cuauhtémoc Cárdenas Solorzano, candidato presidencial sentado en la Parroquia de Veracruz, café legendario y presto a tomarse un “cortado” acompañado con un “platillo volador”, en forma intempestiva recibe en esos días de “mucho gobierno, poca sociedad, escasa presencia mundial”, la visita  de un grupo de golf@s de sexualidades minoritarias l@s cuales l@ cachondean con carantoñas mil,  avergonzando a un buen ciudadano, buen padre, buen esposo, buen hijo, educado dentro de normas de una familia sana,  y por ende  (por no ser hijo de la calle), incapaz de entender lo que pasaba.

5.1.- Como en esos días el ser puto, gay u homosexual, o tortillera, marimacho, o lesbiana, era de  mala fama social (casi delincuencial, las fotos en los diarios corrieron para desprestigiarlo).

6.- Hoy ante el temor que MORENA hecha “poder” ejerza sanciones reclusorias, económicas, sociales, contra los corruptos del poder público; capitalistas anti-sociales; sacerdotes o ministro violadores; enseñantes incompetentes; intelectuales orgánicos (Gramsa); líderes obreros y campesinos vividores; los practicantes de la gandallez han creado un ambiente de odio entre hermanos para  intentar detener a una locomotora que barrerá “Los Establos de Augías” donde la cantidad de excremento generado por generaciones desde la época colonial, han debilitado con su fetidez a la mexicanidad.

Están atacando con insultos al líder morenista como primera medida. Como segunda lanzan huevazos. Y ¿después qué sigue?.

NUESTRA CASA.- La visita del Sacerdote Alejandro Solalinde en esta angelopolitana ciudad, demuestra la existencia multitudinaria de combatientes sociales militando en sus grupos por diversas causas reivindicatorias de corte nacional y por ende locales, pues “Puebla no es isla ni planeta aparte” (Jorge Murad  Macluf).