2018, La Resurrección a una nueva vida política?

Observatorio Político
2018, La Resurrección a una nueva vida política?
Por Maquiavelo
Parece ser que en este nuevo proceso electoral entramos en el umbral de la parcial desaparición de la partidocracia rampante que se apoderó del país durante los últimos casi cien años y que, para estos tiempos modernos tanto daño ha hecho al país.

Atrás quedó, aquella vargasllosiana frase “La Dictadura Perfecta” que le costara al atrevido intelectual ser echado del país, en aquellos tiempos, con toda la prepotencia del régimen, como para evidenciar la fuerza del Estado que databa desde 1929 y que hoy seguramente, nada gratuito, voltea la tortilla y coloca, al mismo que PRI que lo corrió del país, una aureola para ejemplificar a MORENA como una especie de chavismo/maduro triste y caduco.

(Aclaramos, nada tenemos que ver con MORENA y menos contra Chávez o Maduro, sino simplemente ejemplificar que todas las comparaciones son odiosas y más cuando, como dijera Cacama; “maiceadas”.)

Eran aquellos años de una indiscutible hegemonía del PRI que, traía desde 1929 hasta 2006, el uso y abuso del Poder para que, finalmente, “como para que no se prestara a chismarajos” dieran paso a una transición negociada que, finalmente por esa misma ambición blanquiazul, fuera traicionada.

Llegaron entonces aquellos doce años de revanchismos blanquiazules, primero con el “prozaquiano” Vicente Fox y sus sueños de opio y mariguanadas y luego, con Calderón, la famosa “guerra contra el narco” decretada por un presidente enano mental, dipsómano y enfermo de poder. Llegaron pues, los tiempos de más  abusos y prepotencia, impunidad y saqueo que no sólo sumieron al país en la persecución y la mano dura contra el narco, sino contra todo aquello que oliera a mano izquierda.

Fue luego de esa docena trágica, Fox-Calderoniana, que la llegada nuevamente del PRI con el Grupo Cleptocrático, Atlacomulco -“Atracomucho” le llaman algunos- el país iniciara una nueva debacle.

El regreso a tiempos antes de la Constitución de 1917. A la entrega del país a manos extranjeras, la creación de un mamotreto conocido como “El Pacto por México” que más bien fue un “Pacto Para el Saqueo de México”, al intento de una especie de “Homeland” a la mexicana, la privatización del agua, de ls tierras y las concesiones subterr´neas, petróleo, gas, minas, solfataras, etc. etc.

Seis años peñistas en los cuales, los saqueos de los Estados por parte de  Gobernadores sin freno, (Puebla no fue la excepción) abusos de poder, crímenes y toda clase de arbitrariedades, como los presos políticos poblanos, se dieron de manera impune. La gente, el pueblo, Chalchihuapan y Ayotzinapa, aún esperan los castigos adecuados para todos aquellos que aún se mantienen al margen de la cárcel, por la ostentación del poder o por la impunidad que les ofrece un manido y obsoleto “Fuero Constitucional”, ¡Puaaf!!! Perfiles del nuevo político, virrey y sátrapa, asesino y ladrón sin castigo.

Por eso hoy, emergen, como una esperanza de cambio en la política una nueva figura: El candidato Independiente, personaje que emanado de las filas populares, con un proyecto político de gobierno, busca trabajar y servir, harto ya de tantos abusos e impunidades. Desean cambiar algo las cosas, pero…

Se topan, sin embargo, con infames candados, trampas y subterfugios que las mismas autoridades electorales, en contubernio con los dueños del Poder, cierran para evitar una verdadera candidatura independiente oficial y con toda la barba, sin embargo allí están, “se mueve”, dijera Galileo.

No son los perfiles de un Ríos Piter, “El Bronco”, Margarita Zavala et al, que sin duda son parte de la extensión de corrupción, maldad y trampa, quienes van a lograr cambios verdaderos.

 

Para ello se debe, desde la sociedad monda y lironda, construir perfiles verdaderamente independientes, placear su trabajo, escalar en el ánimo popular, emerger por los escaños del Poder de manera gradual y más que legítima, entregada al servicio del pueblo. Aún falta mucho, pero por algo se empieza. En Huauchinango tenemos ya, por primera vez en la historia, a un candidato independiente, Cuauhtémoc Gómez Manzanarez que aspira a la alcaldía de este municipio. A diferencia del vecino y cercano Xicotepec en donde las candidaturas ciudadanas mueren in vitro, cooptadas por el caciquismo más rancio, el miedo o la ambición pero, en hechos reales, falta de pasta en el prospecto para ascender legítimamente al mando de un pueblo. Así, esperamos las conclusiones y entonces, Veremos y Diremos.