¿QUE PASO CON PEÑA NIETO?

¿QUE PASO CON PEÑA NIETO?
Jota Eme
Hace 6 años Enrique Peña Nieto era el triunfador, había obtenido la votación mayoritaria, se preparaba para ser Presidente de México y con ello regresaba al PRI a los pinos.

Todo indicaba que el pueblo sabio, como dice AMLO, ya había probado otra opción, el PAN, y concluía que “más sabe el diablo por viejo, que por diablo”, votando otra vez por el PRI.

Llegó Peña con una gran popularidad, con una fuerte estructura política y con el ímpetu de su juventud.
¿Qué pasó?

Se dice que las Reformas sobre la educación, sobre la energía, la fiscal, la de telecomunicaciones y otras le pasaron la factura.
Se dice que fue, a partir de la CASA BLANCA, la corrupción que impero en su mandato y que no solo no pudo controlar, sino ni siquiera disimular.

Se dice que los técnicos, economistas, entre ellos Videgaray, Meade, Carstens, les ganaron la partida a los políticos, entre estos Osorio Chong, Manlio Fabio, Rosario Robles. Y como consecuencia se olvidaron las causas populares y el contacto con la gente.

Yo creo que además de lo anterior, a Peña Nieto le faltó carácter y altura de miras para desempeñar la investidura que recibió. O sea, la silla le quedó grande.
Nunca tuvo la entereza para hacer cambios necesarios en su gabinete, como tampoco la tuvo para asumir el liderazgo político que recibió con los votos.

Se perdió en la inmensidad que significa gobernar un País, pero se perdió muy rápidamente, y no solo no se reencontró, sino que nunca se dio cuenta de que estaba perdido. Su administración, de inicio, era muy pueblerina, su mayor experiencia era el gobierno del Estado de México.

Hasta la fecha, está más ocupado por alfombrarle el camino a AMLO, que por seguir gobernando como Presidente de México.

Pero la prueba más clara de su corta visión se dio durante el periodo de la campaña, llegó el momento en que ya no le importó si Meade, su candidato, y su partido avanzaban o no, lo importante para él era que Ricardo Anaya no llegara, y entonces todo el sistema de investigación y de comunicación se dedicó a detener al candidato que había ofrecido llevarlo a juicio.
Se olvidó de México y se olvidó que era el Presidente de la República, como le sucedió muchas veces durante sus 6 años de gobierno.