RICARDO URZÚA EL MEJOR ACTIVO SERRANO DEL PRI AL GOBIERNO DE PUEBLA

Observatorio Político
RICARDO URZÚA EL MEJOR ACTIVO SERRANO DEL PRI AL GOBIERNO DE PUEBLA
Por Maquiavelo
Joven, dinámico y con elevados puestos de responsabilidad en el quehacer político y empresarial del país, Ricardo Urzúa es la gente que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) debe elegir como su abanderado al Gobierno de Puebla, dentro del proceso electoral extraordinario que se llevará a cabo en nuestra entidad poblana.

Esto es reconocido por políticos serranos quienes no dudan de que el PRI enfrenta actualmente un gran reto no sólo para poder ganar el proceso electoral en ciernes, sino su propia existencia como instituto político con cerca de cien años en el quehacer político nacional.

De allí que en estos momentos de convulsión política en, tras el fallecimiento de la gobernadora en funciones, Martha Érika Alonso y su esposo el Senador Rafael Moreno Valle, en un lamentable accidente, Puebla enfrenta retos políticos y sociales para elegir a un Gobernador Constitucional el próximo mes de Junio, lo que se deberá hacer dentro de un clima de civilidad y asepsia política.

De allí que Ricardo Urzúa Rivera distinguido miembro del Partido Revolucionario Institucional quien se desempeñara como senador de la Legislatura LXII del Congreso de México así como diputado de la Legislatura LXI del Congreso de México en representación de Puebla, y destacado empresario aeronáutico, cuenta con las cartas credenciales adecuadas para representar a su instituto.

El político serrano está consciente de su papel no sólo dentro de su partido el PRI sino en que el PRI debe ganar el proceso electoral por venir.

Todos reconocen en el joven político un trabajo partidista de mucha profundidad, además de una trayectoria política limpia. Conoce la entidad poblana porque la ha recorrido, es hombre cercano a los ex gobernadores de Puebla Manuel Bartlett, Melquiades Morales Flores y Mario Marín .

Si bien, como priísta disciplinado dijo que es respetuoso de las decisiones de su partido afirmó que estará donde se decida; “trabajando siempre por la unidad, sólo así podremos recuperar Puebla para el PRI”.

No considera conveniente una elección interna por consulta a las bases, se decanta más bien por una candidatura de unidad ya que la primera siempre desata las pasiones, divide y a eso apuesta la oposición. Por ello, dijo, “hemos perdido varias elecciones”.

Señala que si bien su aspiración para servir a su partido como militante es disciplinarse, no busca puntos de conflicto con otros aspirantes, ya que, dice enfático: “sea quien sea el candidato a la gubernatura ahí estaré apoyando sin hacer chantaje”.

Con toda esta madurez política a cuestas de Ricardo Urzúa, lo que en otros políticos priístas no se ve y mejor se pronuncian con sus actos, traidores  contrarios a sus propios estatutos en busca de prebendas, concesiones y puestos en la administración, como sucediera en la última elección con un Juan Carlos Lastiri ausente y un Enrique Doger feliz con lo que sería su flamante nombramiento como Secretario de Salud y otros más que se revelaron como la antítesis tricolor.

Por ello, ahora  el PRI tiene toda la oportunidad de trascender, sólo necesita un factor de triunfo y ser, al mismo tiempo, factor decisivo para una segunda pacificación de Puebla que tan desmedrada y caótica se mira con el gobierno de personaje sin   capacidad legislativa, presidentes municipales faltos de contenido para gobernar y funcionarios peleles con un gran dolor y revanchismo político que no deja duda, podría trascender a otros estratos y tener graves consecuencias, como es la ingobernabilidad por eso los apripístas serranos apuestan a Urzúa como su abanderado. Pero en fin, Veremos y diremos.